La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Avilés ha aprobado, en sesión extraordinaria,  una segunda convocatoria de ayudas directas y urgentes a los sectores afectados por las medidas y restricciones para hacer frente a la COVID-19. A esta convocatoria, además de los titulares de comercios y hostelería, se podrán presentar gimnasios, actividades culturales, o atracciones de feria, entre otros.

Además de las personas físicas titulares de los negocios, pueden optar a las ayudas los autónomos societarios vinculados a entidades mercantiles o de economía social con domicilio social en Avilés, siendo el beneficiario de la ayuda el autónomo a título individual.

Las solicitudes se podrán presentar entre el 5 y el 12 de marzo . Y deberá ser, como en la anterior convocatoria, desde la sede electrónica municipal, completando la tramitación de la convocatoria denominada AYUDAS DIRECTAS A SECTORES AFECTADOS POR LA PANDEMIA 2021. También se puede presentar a través de sus asesorías fiscales o gestorías contables, que deberán de tener en su poder el documento acreditativo de representación otorgada por la persona solicitante.

En esta ocasión las ayudas serán de 400, 600 y 800 euros, en función del nivel de las restricciones sufridas por cada actividad económica concreta. Los impedimentos como consecuencia de las medidas anti COVID implantadas no presentan la misma intensidad respecto a todos los establecimientos, pudiendo establecerse una graduación:

· Nivel 1: Actividades suspendidas (800 euros)

· Nivel 2: Actividades limitadas severamente (600 euros)

· Nivel 3: Actividades afectadas por restricciones (400 euros).

Para hacer frente a esta línea de ayudas se ha consignado  en los Presupuestos municipales   una partida inicial de 146.000 euros que se ampliará en caso de que sea necesario. Estas ayudas se tramitarán de forma urgente y son complementarias a las gestionadas por el Gobierno del Principado y por la Administración central.

Desde el Ayuntamiento de Avilés se entiende que en estas circunstancias, las personas trabajadoras autónomas son un colectivo especialmente afectado, ya que los riesgos asociados al autoempleo, las dificultades de financiación y sus elevados costes de mantenimiento de la actividad, lo hacen un sector especialmente vulnerable. De ahí que se acordara la concesión extraordinaria y directa de  estas ayudas urgentes.